Descubre la receta del mojito

Vamos a preparar un fántastico mojito en casa, pues son unos pasos muy sencillos, solo necesitas tener todo a mano. Lo mejor de todo es que ésta bebida resulta adaptarse muy bien a los bolsillos de quienes la aman, porque es económica

Ingredientes mojito:

  • 4 onzas o 120 mililitros de ron blanco o dorado, o cual prefieras
  • Hojas de hierbabuena
  • Media lima (o limón)
  • Azúcar y hielo al gusto
  • Un poco de soda

Guía para preparar un mojito (paso a paso):

  • Lo primero que debes hacer es mezclar la media lima con el azúcar. Se exprime bien para que la lima )o limón) suelte todo el jugo, y se machaca
  • Luego añades la hierbabuena y se sigue machacando un poco más
  • Seguidamente agregas hielo y el ron
  • Y finalmente la soda
  • Puedes decorar el vaso con la otra mitad de la lima o limón sobrante

Échate un trago de mojito mientras conoces su historia

Existen tragos populares que no pueden faltar en fiestas, eventos, relaciones diplomáticas, personales, e incluso un despecho. Uno de ellos es el famoso mojito, cuya mezcla de ron, azúcar, limón, menta o hierba buena y agua, lo convierten en uno de los cócteles estrellas, el cual no puede faltar en una carta de alcoholes de un restaurante o local nocturno del mundo.

De hecho, es una bebida que fácilmente puedes prepararla en casa, lo cual la hace mucho más atractiva y adictiva, puesto que sus ingredientes se consiguen en cualquier supermercado., solamente debes saber cómo y cuánta cantidad usar para que deleite tu paladar y el de tus invitados.

De origen cubano

Todo en la vida tiene su historia y razón de ser. En este caso el mojito no escapa de esta premisa, y también tiene leyendas que le permitieron convertirse actualmente en una estrella de la bebida. Entonces si eres un fan del mojito, sírvete uno mientras conoces su procedencia.

Vale mencionar que la mayoría de los cócteles son inventos de los bartender, pero el mojito tiene sus antecedentes y provienen de Cuba, donde en un bar que se llamaba “La Bodeguita del Medio”, ubicado en la Habana lo servían, y era muy solicitado por los turistas, especialmente los de Estados Unidos.

Sin embargo, vale aclarar que sus ingredientes al principio no eran los mismos. Primero se hacía con tafia, una especie de aguardiente, que los marineros mezclaban con limón, agua y ciertas especias. Entonces para 1860, se comenzó a refinar la producción del ron, lo cual hizo que formará parte del ingrediente principal del mojito, entonces pasó de llamarse “draquesito” a “mojito”.

Y ¿por qué? ese nombre, pues aparentemente viene de la palabra Mojo, que en Cuba la utilizan para nombrar un aliño de lima.

Más historia del mojito

El mojito salió de su anonimato y alcanzó popularidad e internacionalización, gracias al escritor y periodista estadounidense Ernest Hemingway, quien era un cliente fijo en la bodeguita cubana. Su fase célebre con respecto a la bebida permanece intacto en esa barra, y citaba así: “Mi mojito en La Bodeguita, mi daiquiri en El Floridita”.

Pero éste licor tiene más historia, y data de finales del siglo XVI, fecha en la cual el corsario Bella Unionense Silvio Suarez Díaz realizó la primera versión, que consistía en aguardiente (un ron crudo que no añeje), de baja calidad, azúcar, limón, menta e hierbas.

Y quizá te preguntes el porqué de esa mezcla, pues el aguardiente daba calor, mientras que el agua disolvía lo fuerte del alcohol. El limón jugaba un papel importante, porque ayudaba a combatir el escorbuto, una enfermedad típica de los marineros que se traduce en deficiencia de vitamina C. La menta e hierbas refrescaban,  y el azúcar lo que hacía era digerir la mezcla

Hielo clásico

Una de las piezas claves en este trago es el hielo, porque debe ser abundante. Y es que este ingrediente también tiene su pasado, porque en La Bodeguita del Medio solían usar el antaño hielo entero.

Es de mencionar que para 1930 en Cuba el hielo se servía en piedras, es decir, entero. Pero con la internacionalización del mojito, comenzaron a colocarle hielo picado, para usarlo como filtro y que las hojas quedaran en el fondo. Aunque hay ciertas personas que prefieren masticar la hierbabuena, la cual surge de la mezcla de varias mentas (naturales), hasta alcanzar una diferente y con mejor sabor.

Variedades de mojito

Aunque la preparación del mojito tradicional es una sola, debido a su extensión por todo el mundo, tuvo variedades en ingredientes, incluso existen mezclas extrañas con otros vegetales, como el pepino. También los hay con otras frutas, y endulzados con sabores tropicales. A continuación mencionaremos algunas de las combinaciones más populares.

Entre ellos destacan el de fresa, sandía (patilla) y melón. Vale destacar que estas frutas siempre deben estar frescas. Además de estas opciones existen otras alternativas como:

  • Sorbete de mojito: es muy sencillo,  se congela y convierte en un sorberte, es decir transformas el cóctel clásico en un postre libre de grasa, ideal para las fiestas de verano. Pero es solo para adultos, porque así esté congelado igual puede subir a la cabeza el alcohol
  • Mojito sin alcohol: también llamado mojito virgen, es especial para las personas que no les gusta beber mucho. Consiste en simplemente mezclar la lima con la menta

Alteración de ingredientes:

Por ser una bebida que nació hace muchísimo tiempo en una isla (Cuba), cuando se expandió a otros países del mundo, también se alteraron algunos de sus ingredientes. Entonces la receta original del mojito es con hierbabuena, una planta originaria de Cuba, que no se parece en nada a la europea, y no es una menta.

Sin embargo, debido a la similitud de los nombres, es decir el de Cuba con el de Europa (ambas se escriben hierbabuena), se le agregó ese sabor de menta al mojito, de hecho se prepara con variedades de menta inclusive alrededor del mundo.

Tips del mojito

Si todavía no lo has probado y sientes curiosidad, aquí te explicamos algunas de sus ventajas para escogerlo como cóctel ideal en restaurantes o bares, o incluso utilizarlo en casa para relajarte u ofrecerlo en una comida especial casera:

  • Es económico, porque puedes usar el ron blanco de tu preferencia, y el resto de los ingredientes no son costosos
  • Es refrescante, porque lleva hierbabuena y bastante hielo
  • Si no te gusta la lima, puedes agregarle otra fruta de tu preferencia como melón, fresa o sandía (patilla)
  • Si no te gusta el alcohol, también puedes prepararte un mojito virgen, que solamente combina todos los ingredientes menos el ron

No lo dudes más y atrévete

Entonces no lo dudes más y atrévete a pedir un mojito cubano en algún bar de tu preferencia, o mejor aún prepara una comida especial para familiares y amigos, y combínala con esta deliciosa e histórica bebida, cuyos ingredientes pueden variar para que puedas complacer el paladar y gusto de tus comensales.

Vale mencionar que el mojito puede combinarse con un plato de pescados, por ejemplo. Y lo más interesante de todo, es que igualmente tiene la posibilidad de hacer postres. Uno de ellos es la paleta de sandía, es decir, unos helados de mojito, que igualmente funcionan como aperitivo en reuniones familiares o entre amigos.

Así que aprovecha toda la pluralidad de este cóctel, que nació en un pequeño bar de la Habana, Cuba, y que actualmente es uno de los tragos más populares de la historia.

5 (100%) 3 votes